"".

Mi lista de blogs

miércoles, 11 de octubre de 2017

CINNAMON ROLLS




Una receta fácil y agradecida  ya que no hace falta amasadora ni nada. El resultado ya se ve, unos bollitos dulces y jugosos con sabor a canela y que, además, duran un par de días en perfectas condiciones.






CINNAMON ROLLS

Ingredientes:


  • 425 gr de harina de fuerza
  • 25 gr de azúcar moreno
  • 1/4 de cucharadita de sal
  • 15 gr de levadura fresca
  • 240 ml de leche de almendra (o leche normal)
  • 30 + 20 gr de margarina vegetal (o mantequilla)
  • 65 gr de azúcar y 1 1/2 cucharadita de  canela para el relleno
Glaseado:


  • 115 gr de azúcar glas
  • 80 ml de leche de almendra




Elaboración:


  1. Poner en un bol la levadura con la leche, el azúcar y un par de cucharadas de harina. Remover bien y dejar levar durante una media hora en un sitio cálido.
  2. En un bol grande poner el resto de la harina y la sal. Hacer un hueco en el centro e ir añadiendo la mezcla de la levadura.
  3. Amasar hasta formar una masa uniforme. 
  4. Incorporar 30 gr de margarina en trocitos a la masa amasando bien.
  5. Formar una bola y dejar levar hasta que doble el tamaño.
  6. Desgasificar y extender con el rodillo hasta formar un rectángulo.
  7. Untar con la margarina restante y espolvorear el azúcar con la canela.
  8. Enrollar hasta formar un rollo grande.
  9. Cortar en rebanadas  de unos 3 centímetros e ir colocando en una fuente engrasada. Tener cuidado de dejar espacio entre los rollos porque crecen.
  10. Tapar y dejar levar en lugar cálido hasta que doblen.
  11. Hornear a 180º durante unos 25 minutos.
  12. Preparar la glasa mezclando el azúcar glas con la leche y bañar los rollitos cuando salgan del horno.




sábado, 23 de septiembre de 2017

BROWNIE DE CEREZAS EN ALMÍBAR CON MOUSSE DE QUESO




Lo malo de ser la repostera oficial del grupo es que cuando llega tu cumpleaños, si quieres tarta te la tienes que hacer tú. No pasa nada, el mejor regalo es poder disfrutar maquinando un nuevo postre.





Como tenía un bote de cerezas en almíbar que preparé con las últimas de mi cerezo, decidí usarlas. De sobra es conocido que la combinación chocolate-cereza es un éxito seguro, así que pensé añadírselas al brownie. Encontré una receta en un blog americano en la que usaban también el líquido y que no llevaba ni huevos ni mantequilla. El resultado ha sido un brownie delicioso. Con esa textura húmeda y jugosa característica pero sin la pesadez de la mantequilla y los huevos. Además, el toque de las cerezas le aporta frescura y un puntito de acidez que le va de maravilla.







En cuanto a la mousse he de decir que ha quedado espectacular, con una textura de espuma total. En lugar de queso crema usé unos quesitos que tenía en el frigorífico. Primero elaboré una crema inglesa a la que añadí los quesitos y las hojas de gelatina.
Por otro lado preparé un merengue italiano con las claras sobrantes y lo mezclé con la crema.
Por último, añadí la nata semimontada.

El merengue fue todo un acierto porque es lo que realmente le aporta la textura de espuma.

Para acabar, bañé las mini-tartas con una ganache de chocolate con leche.





 BROWNIE DE CEREZAS EN ALMÍBAR CON MOUSSE DE QUESO


Brownie:

Ingredientes:


  • 200 gr de harina
  • 100 gr de harina de almendra
  • 175 gr de azúcar moreno
  • 30 gr de cacao en polvo
  • 1/2 cucharadita de levadura en polvo
  • 1/ cucharadita de bicarbonato
  • 1/ cucharadita de sal
  • 250 gr del almíbar de las cerezas
  • 120 gr de aceite de girasol
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla 
  • 1 cucharadita de extracto de almendras
  • 1 cucharada de vinagre de manzana
  • 220 gr de cerezas en almíbar escurridas

Elaboración:

  1. Mezclar los ingredientes del primer grupo en un bol grande.
  2. Mezclar los ingredientes del segundo grupo y añadir al bol de los primeros.
  3. Añadir el vinagre de manzana.
  4. Mezclar bien las cerezas.
  5. Hornear a 180 º C durante unos 25 minutos.
Mousse de queso

  • 3 yemas
  • 170 gr de azúcar
  • 125 gr de leche
  • 12 quesitos
  • 7 hojas de cola de pescado previamente hidratadas en agua fría
Merengue italiano

  • 3 claras
  • 200 gr de azúcar
  • 40 gr de agua

  • 400 ml de nata para montar
Ganache:

  • 200 ml de nata líquida
  • 200 gr de chocolate con leche 
  • 25 gr de mantequilla

Elaboración:

  1. Preparar una crema inglesa con la leche, yemas y azúcar. Poner todo en la Thermomix y programar 5 minutos, velocidad 3, 90º C
  2. Añadir los quesitos y mezclar 10 segundos o hasta que se disuelvan bien.
  3. Echar las hojas de gelatina bien escurridas y volver a mezclar.
  4. Colar la mezcla en un bol grande.
  5. Preparar el merengue italiano calentando el azúcar y el agua hasta que alcancen 121ºC. 
  6. Mientras tanto empezar a montar las claras con un poco de cremor tártaro. Bajar la velocidad de la batidora e ir echando al hilo el almíbar.
  7. Seguir batiendo hasta que se enfríe el merengue.
  8. Mezclar suavemente el merengue con la crema inglesa con quesitos.
  9. Cuando la mezcla alcance los 27-30º C semimontar la nata y mezclar.
  10. Disponer en molde encima del brownie y refrigerar.
  11. Preparar la ganache calentando la nata a unos 90ºC. Echar por encima el chocolate en trocitos y la mantequilla y mover bien con la espátula hasta que quede una mezcla brillante.
Montaje

  1. Si se quiere hacer una tarta grande disponer un aro o cuadrado para montaje encima de un papel de horno.
  2. Colocar el brownie en el fondo y  echar la mousse de queso.
  3. Refrigerar hasta el día siguiente o hasta que cuaje bien.
  4. Echar la ganache por encima y decorar.
  5. Si prefieres mini-tartas, recortar el brownie a la medida de los aritos de emplatar o acetatos.
  6. Rellenar con la mousse y refrigerar.
  7. Al día siguiente desmoldar y echar la ganache por encima.





Bueno, aquí listos para llevar.








lunes, 28 de agosto de 2017

SEMIFRÍO DE YOGUR Y GELATINA DE FRUTAS DEL BOSQUE Y VINO TINTO






Una tarta fresquita y veraniega. Es un poco laboriosa pero se puede hacer en varios días y así, ni te enteras.
La tarta lleva una base de galletas con mantequilla. Iba a preparar un bizcocho plancha pero, con estos calores, no me he atrevido a encender el horno. Encima de la base de galleta una mousse de yogur con sorpresa en el centro: una gelatina de frutos rojos y vino tinto que le aporta un toque ligeramente ácido que le va fenomenal. Para rematarla, un baño de espejo rojo que apenas aporta sabor pero queda muy molón.
La he decorado con unas láminas rotas de chocolate blanco teñido de rosa y unas flores hechas con masa de mazapán de distintos colores.
Espero que le guste a la cumpleañera, en este caso, Nerea.









SEMIFRÍO DE YOGUR Y GELATINA DE FRUTAS DEL BOSQUE CON VINO TINTO

Base de galletas:

  • 1 rulo de galletas tipo digestive
  • 100 gr de mantequilla derretida
Mousse de yogur:

  • 2 yogures griegos
  • 100 gr de azúcar
  • 1 yema (opcional)
  • 25 gr de leche en polvo desnatada (para estabilizar la mousse)
  • Un chorrito de vainilla
  • 50 gr de leche
  • 5 hojas de gelatina 
  • 400 ml de nata semimontada
Gelatina de frutos rojos con vino tinto:

  • 150 gr de puré de frutos del bosque (colar para quitar las pepitas)
  • 150 ml de vino tinto
  • 150 gr de azúcar
  • 5 hojas de gelatina
Baño espejo rojo:

  • 90 gr de agua
  • 110 gr de azúcar
  • 75 gr de nata
  • 50 gr de chocolate blanco
  • 2 y media hojas de gelatina
  • Colorante





Elaboración:

  1. Lo primero preparamos la gelatina de frutos rojos. Para ello ponemos en un cazo el puré de frutos del bosque con el azúcar y el vino tinto y lo calentamos sin que llegue a hervir.
  2. Añadimos las gelatinas previamente hidratadas en agua fría y removemos bien hasta que se disuelvan. Yo suelo pasar la preparación por el colador para asegurarme de que no queda ningún grumo.
  3. Ponemos la gelatina en un molde con un diámetro más pequeño que el que vamos a usar para la tarta y la dejamos enfriar. Por último, la metemos al congelador.
  4. Segundo, preparamos la base de galletas. No tenemos más que moler bien las galletas y mezclarlas con la mantequilla fundida. Cubrir con ellas el fondo del molde de la tarta apretando bien con una cuchara. Reservar en el frigorífico.
  5. Tercero, preparamos la mousse de yogur. Mezclamos en un bol grande los yogures con el azúcar, la yema si se usa, la leche desnatada y la vainilla.
  6. Disolvemos las gelatinas previamente hidratadas en los 50 ml de leche que debe estar a unos 50-60º de temperatura. Una vez bien disueltas, incorporarlas a la mezcla de yogur.
  7. Por último mezclar la nata semimontada con movimientos envolventes.
  8. Sacar la gelatina del congelador y desmoldar.
  9. En el molde de la tarta con el fondo de galletas echar 1/3 de la mousse de yogur. 
  10. Colocar encima la gelatina de frutos rojos y rellenar con lo que queda de mousse.
  11. Meter al frigorífico y dejar toda la noche.
  12. Cuarto, preparar el baño espejo. En un cazo poner el agua con el azúcar y llevar a ebullición. Añadir el chocolate y la crema y retirar del fuego. Batir bien para emulsionar.
  13. Dejar enfriar un poco y cuando llegue a 55-60º añadir las gelatinas previamente hidratadas en agua fría. Remover bien y dejar enfriar. Guardar en el frigorífico hasta el día siguiente.
  14. Antes de bañarla conviene meterla tres o cuatro  horas al congelador.
  15. Al día siguiente calentar un poco el baño de espejo para que vuelva a quedar líquido. Cuando alcance unos 25º C se puede usar para bañar.
  16. Sacar la tarta del congelador, desmoldarla y poner encima de un vaso colocado bocabajo sobre una bandeja para poder recuperar el baño.
  17. Echar el baño por encima cuidando que quede bien bañado por todos los sitios.
  18. Se puede volver a usar el baño que cae a la bandeja pero ya no queda tan liso.
  19. Decorar al gusto.















martes, 25 de julio de 2017

FLAN DE QUESO Y LIMA CON SALSA DE NUECES


Último reto antes de las vacaciones. Esta vez, lima y nueces.

La verdad, las nueces me encantan pero no las veía yo combinadas con lima. Ya sé que  a mucha gente, y sobre todo a alguno de mis mejores "catadores", les encanta el sabor del limón o la lima en los postres. A mi ni un poco. Pero un reto es un reto.




Después de darle muchas vueltas, me incliné por este flan de queso y lima con salsa de nueces. Es una receta muy, muy sencilla de hacer y, si bien no es ligerita en calorías, si es fácil de comer.

La receta de flan está basada en de la archiconocida tarta tres chocolates, hecha con sobres de cuajada en lugar de gelatina. Lo he acompañado con una salsa de nueces o intxaur-saltsa, que está buenísima. Esta receta la aprendí cuando vivía en San Sebastián. Es un postre típico -o lo era- de la navidad en los caseríos vascos. Y tiene un sabor a nuez que combina perfectamente con el flan de queso y lima.




Como adorno le he puesto unas nueces caramelizadas. Quedan muy vistosas y son muy fáciles de hacer. Basta con preparar un caramelo y bañar las nueces. Luego se ponen a enfriar bocabajo para que quede esa especie de estalactita de caramelo. Cuando esté fría se corta el caramelo a la largura deseada y ya está.  Un adorno de lo más aparente.





FLAN DE QUESO Y LIMA CON SALSA DE NUECES

Ingredientes:


Flan:

  • 200 gr de queso crema
  • 1 brick de nata de montar
  • 200 gr de leche entera
  • 150 gr de leche condensada
  • 100 ml de zumo de lima
  • 2 sobres de cuajada
Intxaur-saltsa
  • 1/ 2 litro de leche entera
  • 100 gr de nueces peladas
  • 125 gr de azúcar
  • Corteza de lima y canela  al gusto

Elaboración:

Flan:
  1. Poner todos los ingredientes en una cazuela y batir bien.
  2. Calentar hasta que hierva sin parar de remover.
  3. Echar en moldes individuales o en uno más grande caramelizado.
  4. Dejar enfriar en el frigorífico hasta que cuaje (por lo menos cuatro horas).
Intxaur-saltsa

  1. Moler las nueces con el azúcar hasta reducirlas a polvo.
  2. Echar en un cazo con la leche  y las cortezas/canela.
  3. Cocer a fuego lento durante al menos una hora removiendo de vez en cuando.

Montaje:

Servir los flanes con algún fruto rojo para aportar frescura y acidez al plato y acompañar con la salsa de nueces. A mi me gusta que todo esté muy frío, pero es para gustos.




lunes, 17 de julio de 2017

TARTA MOUSSE DE NUTELLA





¡Ningún cumpleaños sin tarta! Por lo menos mientras yo lo pueda remediar. Y esta vez por partida doble, versión española e inglesa de la msma tarta. Bueno, la verdad es que solo cambia el idioma de la felicitación...





Esta tarta es una triunfadora. Le gusta a todo el mundo, a los chocolateros y a los que no lo son tanto porque, la verdad, es muy suave. Al llevar nutella es más dulce que las hechas con chocolate fondant y el saborcillo a avellanas también le da un toque muy apropiado.

Además es realmente fácil de hacer y, si no haces bizcocho y usas un fondo de galletas molidas, ni siquiera lleva horno. No se puede pedir más.

La decoración la he hecho con chocolate blanco y unas nueces caramelizadas. Con el caramelo sobrante he elaborado esa especie de nido con la nuez caramelizada en medio. La pena es que con el calor que hacía los adornos de caramelo no llegaron a la cena...







El bizcocho que he usado es el llamado "bizcocho de cuchara", es decir, por cada huevo que se usa hay que añadir una cucharada sopera de azúcar y una de harina. Fácil de recordar, ¿no?.
Lo he bañado con un sirope suave de chocolate para que esté más jugoso porque si no tiende a quedar un poco seco.
Encima del bizcocho va una mousse hecha con nutella, chocolate, nata y claras de huevo. Queda francamente suave y esponjosa .
Para finalizar, lo he bañado con baño espejo que me encanta porque queda muy brillante y profesional. La versión inglesa está hecha con una ganache de chocolate, igual de rica o más pero no tan vistosa.










A tener en cuenta antes de empezar: 

  • Disponer un aro o molde desmontable de 22 cm. Se puede usar más grande pero la tarta quedará más baja.
  • Conviene poner una tira de acetato alrededor. Queda un acabado más profesional.
  • Antes de preparar la mousse se debe dejar listo el bizcocho bañado dentro del molde.
  • Echar rápidamente la mousse para evitar que se cuaje y queden desniveles en la superficie.
  • Antes de bañar la tarta conviene meterla media hora al congelador. Así el baño cuaja al entrar en contacto con la tarta.



TARTA MOUSSE DE NUTELLA

Ingredientes:

Bizcocho:

  • 4 huevos
  • 4 cucharadas de azúcar (unos 120 gr)
  • 4 cucharadas de harina (100 gr)
  • 1 cucharada de cacao en polvo
Sirope de chocolate:
  • 200 gr de agua
  • 200 gr de azúcar
  • una cucharada de cacao en polvo
  • Se le puede añadir algún licor
Mousse de chocolate:
  • 400 gr de nata de montar
  • 2 claras de huevo
  • 200 gr de nutella o nocilla
  • 100 gr de leche
  • 4 hojas de gelatina remojadas en agua fría
  • 50 gr de chocolate fondant
Baño espejo:
  • 120 ml de agua
  • 150 gr de azúcar
  • 50 gr de cacao en polvo
  • 100 ml de nata
  • 3 hojas de gelatina hidratadas en agua fría

Elaboración:

Bizcocho:

  1. Batir los huevos con el azúcar hasta conseguir punto de cinta, es decir, que doblen el volumen, blanqueen y que formen una cinta cuando se deja caer la masa desde la cuchara.
  2. Añadir la harina tamizada con el cacao y un punto de sal.
  3. mezclar cuidadosamente para que no se bajen.
  4. Poner en una bandeja de horno o en un molde grande ya que no queremos que quede muy grueso.
  5. Hornear a 180º durante unos 10 minutos. No pasarse con el horneado, que queda seco.
  6. Sacar y dejar enfriar.
  7. Cortar con la forma deseada y colocar en el fondo del molde que se va a usar para el montaje de la tarta. Es importante tenerlo preparada para cuando esté lista la mousse ya que si no, se puede empezar a cuajar y no queda bien nivelada.

Sirope de chocolate:

  1. Poner a hervir el agua con el azúcar y el chocolate hasta conseguir una textura de sirope ligero.
  2. Bañar con un pincel el bizcocho.

Mousse de nutella:

  1. Fundir en el microondas la nutela con la leche y el chocolate fondant.
  2. Añadir las gelatinas previamente hidratadas bien escurridas.
  3. Remover bien y, si es necesario, colar. A mi me gusta colar la preparación siempre.
  4. Semimontar la nata.
  5. Montar las claras a punto merengue, es decir, que  si le damos la vuelta al bol no se caiga nada.
  6. Mezclar la nata con la preparación de nutella cuidadosamente.
  7. Mezclar las claras con movimientos envolventes para que se no pierda aire.
  8. Echar rápidamente la preparación en el molde con el bizcocho de fondo.
  9. Refrigerar al menos cuatro horas, pero mejor dejar toda la noche.
  10. Al día siguiente y antes de bañarla, meterla un rato al congelador.

Baño de espejo:

  1. Poner todos los ingredientes menos las gelatinas en un cazo y calentar a 65º. Retirar y dejar enfriar hasta 50/60º.
  2. Añadir las gelatinas bien escurridas.
  3. Colar y dejar en una jarra.
  4. Remover de vez en cuando y usar cuando coja punto de napa.

Montaje:

  1. Una vez refrigerada la tarta en el congelador, disponerla sobre una rejilla con una bandeja debajo para recoger el baño que sobre y poder reusarlo.
  2. Echar despacio el baño por encima asegurándonos de que queda bien cubierta por todos los lados.
  3. Dejar cuajar bien dentro del frigorífico y decorar al gusto.

Nota: Si se decora con cornete de chocolate blanco (en este caso) antes de que se cuaje el baño, la decoración quedará al mismo nivel que el baño, plana. Si se espera, quedará en relieve. A mi me gusta más en relieve pero queda muy bien de las dos formas.





jueves, 6 de julio de 2017

VASITOS DE MOUSSE DE COCO Y PIÑA CON ANÍS




Coco y piña, tropical y maravillosa combinación de sabores. Es una de mis preferidas.

La receta de esta mousse la hicieron en la escuela de cocina mis compañeros para una preparación mucho más complicada. Les quedó tan buena que la he querido repetir. Eso sí, cambiando algunas cosillas.





Los vasitos son una forma de servir los postres muy cómodo. Sobre todo cuando tienes que transportarlos. Admiten numerosas combinaciones y quedan muy aparentes.

Estos vasitos llevan un fondo de galleta molida y mezclada con un poco de almíbar de piña y anís, una capa de piña en trozos cocida con anís, la mousse de coco y, como final, un merengue italiano.




 VASITOS DE MOUSSE DE COCO Y PIÑA CON ANÍS

Ingredientes:


  • 1/2 paquete de galletas tipo Digestive
  • 1 piña natural pelada y cortada en dados
  • 1 vasito de anís
  • Agua y azúcar para preparar un almíbar (200 gr de cada)
Mousse de coco

  • 1 lata de leche de coco
  • 200 ml de leche
  • 1 vaina de vainilla
  • 6 yemas
  • 125 gr de azúcar
  • 5 hojas de gelatina hidratadas en agua fría
  • 125 gr de nata líquida
Merengue italiano

  • 3 claras de huevo
  • 100 gr de azúcar
  • 25 gr de agua
Elaboración piña:

  1. Hacer un almíbar con el agua y el azúcar.
  2. Añadir el anís y dejar macerando la piña de un día para otro.
Nota: la próxima vez prepararé la piña con el anís a la plancha. Me han dicho mis compis que así es como la hicieron ellos.


Elaboración mousse:
  1. Calentar la leche de coco con la leche normal y la vainilla.
  2. Blanquear las yemas con el azúcar.
  3. Verter la leche caliente poco a poco sobre las yemas sin parar de remover.
  4. Volver a calentar todo junto removiendo hasta que alcance 85º C.
  5. Añadir las gelatinas bien escurridas y mezclar bien.
  6. Montar la nata bien fría y reservar.
  7. Preparar el merengue italiano.
  8. Mezclar con cuidado primero la nata y luego el merengue 

Montaje:


  1. Ponemos la galleta triturada y la repartimos en el fondo de los vasitos.
  2. Añadimos la piña en dados con un poco de jugo de maceración.
  3. Ponemos encima la mousse de coco y dejamos reposar en el frigorífico hasta que cuaje.
  4. Decoramos con el merengue italiano y lo quemamos con soplete.



domingo, 25 de junio de 2017

RETO ALFABETO DULCE: TARTELETAS DE MELOCOTONES AL VINO




Otro reto "Alfabeto dulce" más, ¡y van once!, Esta vez he sido una de las encargadas de elegir ingrediente. Me tocó la letra M y después de barajar distintas posibilidades, nos decidimos por el melocotón. La otra letra era más difícil, la O. Bueno, pues obleas, que también dan mucho juego.

Aquí están los ingredientes invitados:



 


Dentro de "obleas" se podía elegir entre múltiples posiblidades: las cuadradas para helados, pasta filo, etc. Y también, las de toda la vida, las de la Cocinera o similares.
Bueno, pues yo las he usado como base de estas minitartaletas de melocotón.







En la Rioja usamos el vino para todo: para beber, cocinar o tirárnoslo unos a otros. Si alguien no se lo cree, que se pase el jueves 29 por Haro y comprobará que no miento... En este postre he reunido un poco de todo lo más representativo de La Rioja ya que las tarteletas llevan, además de las obleas como base, una crema de almendras parecida al relleno de los famosos fardelejos de La Rioja Baja y por encima de la crema, melocotones fileteados y ligeramente cocidos en un almíbar de vino tinto, postre típico riojano.





TARTELETAS DE MELOCOTONES AL VINO TINTO


Ingredientes:


  • 1 paquete de obleas

Crema de almendras:


  • 50 gr de mantequilla a temperatura ambiente
  • 50 gr de azúcar
  • 1 chorrito de vainilla
  • 1 huevo
  • 80 gr de almendra molida
  • 10 gr de maizena
  • 100 ml de nata líquida

Almíbar:

  • 250 ml de vino tinto
  • 100 gr de azúcar
  • 3 melocotones fileteados

Elaboración:

  1. Forrar moldes individuales o de muffin con las obleas.
  2. Preparar la crema batiendo la mantequilla con el azúcar y la vainilla a punto pomada.
  3. Añadir el huevo y seguir batiendo.
  4. Mezclar la almendra con la maizena y unir a la masa anterior.
  5. Por último, echar la nata líquida y mezclar bien.
  6. Rellenar las tartaletas con la crema y hornear a 180ª durante unos 18 minutos.
  7. Mientras preparar el almíbar cociendo el vino con el azúcar y un palo de canela durante unos 5 minutos.
  8. Añadir los melocotones y dejar cocer un par de minutos.
  9. Cuando estén las tartaletas colocar los melocotones en forma de flor o con otra decoración al gusto.
  10. Pincelar con el almíbar sobrante.